Javier Fernández, osteópata

Javier Fernández, osteópata

{mosimage}Sus herramientas son sus conocimientos y  sus manos. Es fisioterapeuta y osteópata (titulación de 6 años) y ha estudiado medicina china. Tiene  pacientes de todas las edades, desde recién nacidos hasta personas de la tercera edad, con malestares de diversa índole.

Para aquellos que no sepan de qué se trata, ¿qué es la Osteopatía?
Muchos han oído hablar de la Osteopatía, pero muy pocos saben en qué consiste y, a menudo, se confunde con un simple masaje. La osteopatía va mucho más allá: es una medicina natural y manual que se basa en el conocimiento de la anatomía y la fisiología; y que tiene como finalidad la búsqueda del origen del problema, es decir, busca la zona que no presenta movilidad o motilidad, restableciendo la armonía con el resto de los tejidos del cuerpo a través de la manipulación estructural, visceral y cráneo-sacral. El osteópata conoce las relaciones entre los diversos sistemas (nervioso, músculo esquelético, respiratorio, circulatorio, digestivo, etc.) y puede, a través de ello, organizar su diagnóstico y tratamiento de tal manera que puede encontrar, definir y tratar un bloqueo dentro de la unidad funcional del cuerpo. La Osteopatía no se basa sólo en  conocer técnicas y aplicarlas analíticamente según los sintomas, sino que el “arte” de la Osteopatía, trata de comprender el funcionamiento del cuerpo en su globalidad. Decimos que una persona está sana cuando todo su cuerpo, todas sus articulaciones, todos sus tejidos, y órganos incluso, se mueven con libertad. Sin movimiento, no puede existir vida, y cabe señalar que la Osteopatía no trata enfermedades, sino personas que sufren una enfermedad.

¿Cómo es una sesión de Osteopatía?
Es importante que el osteópata conozca sobre las enfermedades, síntomas, hábitos y antecedentes del paciente. Durante la exploración, se analiza la postura de la persona, su respiración, la movilidad de la columna vertebral y las vísceras entre sí.
A partir de aquí, el osteópata ya sabe qué zonas están en disfunción y puede realizar un diagnóstico convergente a partir de los signos y síntomas valorados.
Con todo esto, el osteópata dispone de información suficiente sobre cómo funciona el paciente a nivel postural, fisiológico y metabólico. Por tanto, puede aplicar las técnicas necesarias a través de un mínimo de actuaciones para restituir la función correcta de todo el organismo.

¿Qué es lo que más se trata?
Básicamente, las principales dolencias de los pacientes son dolores de espalda: cervicalgias, lumbalgias, ciática, latigazo cervical, tortícolis, hernias discales… La Osteopatía también está especialmente indicada para migrañas, cefaleas, vértigos, alteraciones del aparato digestivo (estreñimiento, colon irritable, hernias de hiato), alteraciones uro-genitales (como menstruaciones dolorosas, cistitis…), problemas oro-faríngeos (sinusitis, otitis de repetición…), problemas musculares, ligamentosas y tendinosas, problemas reumatológicos, traumatológicos, problemas de ansiedad, cansancio, alergias, e infecciones de repetición… Además, la Osteopatía está muy bien indicada para bebés, recién nacidos que han sufrido un parto traumático o para las madres que han parido (ajustarles la pelvis después del parto, después de cesáreas…).

OSTEOFELS
Osteopatía, fisioterapia y kinesiología
Rambla Josep Tarradellas, 5 – Bloque B- Local 8
Tel. 93 645 20 74
600 262 000