Reconocimiento de La Voz a toda una vida dedicada a una empresa: Carnisseries SOLER, calidad de toda la vida

Corrían los años 60 cuando Castelldefels se desarrollaba comercialmente y los turistas extranjeros buscaban playas naturales sin explotar. Los campings de la autovía se llenaban de alemanes, franceses, ingleses y de todas las nacionalidades. La Vía Triunfal (hoy Av. Constitució) era el eje comercial del pueblo, y donde hoy hay una importante cadena comercial nacional, por aquellos años abría sus puertas el Mercado El Porvenir, como símbolo de progreso de una ciudad en potencia.

Desde Gavà llegó Juan José Giménez, un carnicero con visión de futuro que se instaló en el mercado. Junto a él, sus hijos Patricio, Sebastián y Encarna que combinaban los estudios con el puesto del mercado. Ha llovido mucho desde entonces y hoy los bisnietos de don Juan José visitan a sus padres, que trabajan en la carnicería. Encarna siente devoción por sus nietos Marc, Emma, Julia, Sofía y Hugo. Marc Soler Giménez y Rosa Soler Giménez dirigen los establecimientos que su madre Encarna y su padre José María Soler Aguilar han consolidado a base de mucho sacrificio y esfuerzo, una expansión que los lleva a tener cuatro carnicerías.
Más de 50 años al servicio del comercio de Castelldefels y también al servicio de la hostelería, base de la economía de esta ciudad, y del pequeño comerciante. La unión matrimonial con José María Soler Aguilar, otro hijo de comerciante de la ciudad, ha fortalecido la empresa familiar y hoy es un ejemplo a seguir.

La gran variedad de productos cárnicos, especialmente de ternera, cerdo, cordero, pollo, conejo o cualquier otro tipo de carne que se nos pueda ocurrir, supone un reto para hacer atractiva su venta, así como la de embutidos como jamones, quesos…

Carnisseries Soler ofrece una selección de las mejores carnes que se pueden encontrar hoy por hoy en el mercado. En las carnicerías hay también preparados y delicatessen de todo tipo. Cabe destacar que muchos de los restaurantes de Castelldefels son sus clientes.

Por lo que si nunca antes lo habían hecho, acérquense hoy mismo y entren a comprobarlo.

Ramon Josa, fotografia